Unlimited Powerpoint templates, graphics, videos & courses! Unlimited asset downloads! From $16.50/m
Advertisement
  1. Business
  2. Email Marketing
Business

Cómo Crear un Plan de Email Marketing

by
Difficulty:BeginnerLength:MediumLanguages:
This post is part of a series called Email Marketing Jumpstart.
Business Owners: Why Email Matters More than Ever
Grow Your Email List with a Giveaway Buzz Piece

Spanish (Español) translation by Eva Collados Pascual (you can also view the original English article)

El email es una gran elección para los profesionales del marketing. Las investigaciones demuestran que por cada $1 que una compañía invierte en email marketing, consiguen $2 de retorno. El email es también la herramienta de comunicación elegida en nuestra era de hiperconectividad. Alrededor de 3.5 billones de personas alrededor del mundo disponen de una cuenta de correo electrónico (en comparación al los 1.3 billones de usuarios de Facebook).  Así que si tienes un mensaje o producto que compartir, el email es la mejor opción para hacerlo llegar.

Si ya tienes una lista de emails, podrías simplemente empezar a enviar emails de promoción y ver qué pasa. Pero eso asumiendo que ya dispones de una lista. Y no es probable que sea exitosa.

Para mejorar tus probabilidades de éxito, es buena idea desarrollar un plan de marketing. Con un plan establecido, sabrás a quien estás enviando emails, por qué se los estás enviando a ellos, y qué deberías incluir en tus emails para lograr los objetivos de tu marketing. También tendrás una estrategia dirigida al crecimiento de tu lista.  

Para implementar tu plan de email marketing, necesitarás usar sotfware de email marketing. ¿Por qué? Primero, porque el uso de software te permite cumplir las leyes anti-spam. Segundo, porque consigue que la gestión del proceso de envío de emails a una gran lista sea mucho más fácil. Existen multitud de opciones, y algunos servicios hasta incluyen planes básicos gratuitos.

¿Listo para crear tu plan de email marketing? Entonces vamos a por ello.

Paso 1: Conoce el Objetivo de Tu Email Marketing 

Antes de que empieces a incrementar tu lista de emails y les envíes un correo, necesitas saber porqué estás empezando a usar emails parea hacer marketing.   Tu porqué determinará a quien te diriges con tus emails, y los tipos de emails que envías.

La forma más fácil de entender esto es a través de ejemplos. Aquí tienes algunos porqués del email marketing de varios negocios y organizaciones: 

  • El objetivo de una compañía de tamaño medio es generar visitas al contenido de su página.
  • Un vendedor de descuentos gana dinero vendiendo en grandes volúmenes.  El objetivo de su lista de emails es aumentar las ventas.
  • Un pequeño negocio local quiere desarrollar una relación de confianza con los clientes potenciales. Quieren estar en la mente de los consumidores potenciales, de manera que sean la primera elección cuando un cliente necesite sus servicios.
  • Una boutique tiene interés en hacer que sus clientes se sientan especiales, como si fuesen parte de un grupo selecto. 
  • Un bloguero o escritor podría usar el email para construir una comunidad de lectores. 
  • Con el uso del email, una organización sin ánimo de lucro podría tener el objetivo de aumentar sus fondos para su trabajo altruista.

Ten claro el porqué quieres empezar con el email marketing. Sólo siendo consciente de ese porqué podrás desarrollas una estrategia efectiva.

Paso 2: Decide a Quien Estás Escribiendo

El siguiente paso es decidir para quién son tus emails. "Todo el mundo" no es una buena respuesta en este caso. Cuanto más estrechamente enfoques tus emails a un lector específico, serás mejor captando a todos tus lectores.

De nuevo, veamos algunos ejemplos para ayudarte.

  • Una compañía de tamaño medio sabe que sus lectores ideales tienen entre 18-35 años de edad, son hombres, y con educación universitaria. Estas son las personas para las que están escribiendo su contenido. Así que estos son a los que escribirán sus emails, y para quienes desarrollaran una estrategia de marketing.
  • La audiencia del comercializador de descuentos son mamás ocupadas que quieren reducir sus gastos domésticos tanto como sea posible.
  • El pequeño comercio local (digamos por ejemplo una firma de paisajismo y jardinería) se dirige a propietarios de hogares del área acomodada de la ciudad.
  • El minorista de lujo vende relojes de pulsera de lata gama. Así que su audiencia son hombres preocupados por su apariencia, con ingresos de medios a altos.
  • El bloguer escribe sobre el estilo de vida frugal. Por tanto se dirigirá sus emails a gente viviendo con un presupuesto limitado.
  • Los investigadores sin ánimo de lucro sobre curas para el cáncer. Sus emails en consecuencia serán para gente que haya sobrevivido al cáncer y sus familiares y amigos.

Cuanto más entiendas la gente para la que escribes, mejores emails escribirás. El email marketing consiste en la construcción de relaciones con los lectores, y eso solo es posible cuando estáis en la misma página. 

Para obtener una comprensión profunda de tus lectores, es buena idea crear un lector ideal figurado

Otra forma de conocer tus lectores es preguntándoles lo que quieren. Una vez hayas creado tu lista, envíales un email preguntándoles cual sería la mejor manera de ayudarles. Esto te dará un montón de ideas para incluir en tus siguientes emails.

Paso 3: Aumenta Tu Lista

Ahora que sabes quien quieres en tu lista, estás preparado para empezar a aumentarla.

¿Cuál es la mejor forma de incrementar una lista de emails? Ofrece un incentivo para la gente que se suscriba.

Esto puede ser tan simple como decirle a la gente lo que conseguirán cuando se suscriban a tu lista. Por ejemplo, la organización de investigación contra el cáncer podría tener una página se suscripción en su web que dijese, "Suscríbete a nuestra lista para recibir historias inspiradoras sobre gente que ha sobrevivido al cáncer". Cuanto más preciso puedas ser sobre lo que la gente conseguirá cuando se suscriban a tu lista, más suscripciones conseguirás.

Como alternativa, también podrías ofrecer un incentivo específico por suscripción. Aquí tienes algunos ejemplos:

  • La compañía de tamaño medio podría ofrecer 30 días de acceso gratuito a contenido exclusivo.
  • El bloguero podría ofrecer un eBook gratuito o un curso online para nuevos suscriptores. 
  • El comercializador de descuentos podría ofrecer un cupón de un "10% extra" de descuento.

Cualquier cosa que incentive tu oferta debe estar dirigido a tus lectores o clientes ideales. Les debería servir de ayuda o ser relevante para ellos, y hacerles soltar un "¡guau!" Las personas valoran la privacidad del buzón de entrada de sus emails. Sólo te darán su dirección de email si lo que les ofreces es irresistible. 

Paso 4: Desarrolla una Estrategia de Contenidos

Estás creando una lista de suscriptores. El paso siguiente es escribir a estos suscriptores. Así que, ¿sobre qué escribirás tus emails?

Al igual que creaste un incentivo en el paso anterior, todos tus emails deberían ser relevantes para tus lectores y aportarles algún valor. Esta es la única manera para convertir a tus suscriptores en lectores leales que abran una y otra vez tus emails.

Vayamos otra vez con nuestros ejemplos para ver los tipos de contenido que los diferentes negocios podrían crear.

  • La compañía de medio tamaño podría compartir emails con noticias informativas y enlaces a sus últimos artículos y vídeos.
  • El comercializador de descuentos podría usar su email para mostrar a los clientes ofertas especiales y descuentos exclusivos.
  • El paisajista podría compartir consejos sobre jardinería con sus suscriptores. De esta forma, se le asociará con una persona útil y dispuesta a ayudar. Su negocio vendrá a la mente de sus clientes siempre que estos piensen sobre jardinería o deseen renovar sus jardines.
  • La boutique de relojes de lujo podría compartir historias sobre celebridades que se han sido vistas llevando relojes vendidos por la boutique. 
  • El bloguer frugal podría compartir series de consejos e historias relacionadas con las finanzas personales.
  • La organización sin ánimo de lucro podría compartir historias de gente que está siendo ayudada, junto una solicitud para donaciones.

El ficticio lector ideal que creaste con anterioridad te aportará ideas sobre tipos de contenido que a tus suscriptores les gustarías ver.

Si estás bloqueado, realiza un análisis competitivo. En otras palabras, suscríbete a las listas de tu competencia, y estudia el tipo de emails que envían. ¿Qué tipo de contenido incluyen en sus emails? ¿Sobre qué escriben?  Conseguirás ideas sobre qué funciona y que no.

Un paso final en el desarrollo de tu estrategia de contenidos es decidir si enviarás texto plano o emails creados con HTML. Los emails en HTML pueden contener muchas imágenes, y te permiten construir tu imagen de marca el incluir el logo de tu compañía y otras señales corporativas en tu email.  En cualquier caso, es mejor recordar que las imágenes serán en ocasiones bloqueadas por el software de tus suscriptores. Los emails en texto plano no contienen ni imágenes ni gráficos. Tienen mas bien la apariencia de un email personal, así que son buenos para construir relaciones.

Paso 5: Establecer un Calendario de Envios

Ya has decidido el tipo de emails que vas a enviar. Ahora es el momento de fijar un calendario para los envíos. ¿Con qué frecuencia enviarás tus emails?

La respuesta depende del tiempo y recursos que tengas disponibles para crear los emails, y los objetivos que establezcas para los mismos. Sea cual sea el calendario que establezcas, deberá incluir el envío regular de emails. Esta regularidad puede ser diaria, semanal, o mensual:

  • Los emails diarios crean una unión fuerte con tus lectores.  Escribir a tus suscriptores cada día puede funcionar bien si tienes un negocio unipersonal o eres un bloguer, y quieres desarrollar un sentimiento de comunidad entre tus lectores habituales. La desventaja es que muchos suscriptores se sentirán abrumados por la frecuencia de tu contenido y es posible que cancelen su suscripción.
  • Los emails semanales tienen la suficiente regularidad como para que los clientes no se sorprendan al recibir tus noticias, y además con esta frecuencia es menos probable que se sientan abrumados.  Si dispones de recursos para producir emails semanales, es una buena opción. 
  • Los emails mensuales son una elección sólida si tu plan es crear email extremadamente valiosos—por ejemplo, si cada email incluye un descuento promocional. Esta frecuencia también es adecuada para buenas newsletters.  Dado que les estás escribiendo más espaciadamente, su lectura requiere menos inversión de tiempo. La mayor desventaja de los emails mensuales es que se pierden con facilidad en las repletas bandejas de entrada de tus lectores. Es más probable que pases desapercibido.

Paso 6: Escribe Excelentes Emails

Ya has decidido la frecuencia con la que enviarás tus emails. Y también has decidido la temática de dichos emails. Así que ahora estás preparado para escribirlos.

¡Que esto no te intimide! Los emails no tiene que ser una pieza literaria. De hecho, los emails que mejor funcionan están escritos de forma sencilla, con un lenguaje coloquial.

La parte más importante de tu email—y la parte en la que deberías invertir más tiempo—es en la redacción del asunto. Un asunto que atrape la atención incitará a los suscriptores a abrir tu email. Un asunto vago o pobre hará que tus emails sean ignorados con toda seguridad.

La clave para escribir buenos emails es escribirlos imaginando que te diriges a una persona. No inicies tus emails con un "hola a todos", y evita dirigirte a tus suscriptores con expresiones del tipo "vosotros chicos". Esto hace sentir a tus suscriptores como si fuesen uno más de un montón de suscriptores. Lo que quieres es que tus lectores sientan que les escribes expresamente a ellos.

El lector figurado que creamos antes te ayudará a tener a alguien en la mente mientras escribes y estableces el tono adecuado para tu email.

Cuando hayas acabado de escribir tu email, prueba a leerlo nuevamente.

Paso 7: Enviar Tus Emails

Has escrito tu emails y has comprobado tanto la ortografía como la gramática. No te detengas por más tiempo. ¡Estás preparado para enviar!

Tu email no tiene porqué ser brillante. Debes enviar tu email siempre que consideres que es suficientemente bueno. Teniendo en cuenta todo el trabajo preparatorio que has realizado para decidir porqué vas a enviar emails y para crear un lector ficticio, tu email será bueno. Así que envíalo.

Hagas lo que hagas, no te eches atrás pensando que no es perfecto. Ningún email lo es. Sólo enviando emails y observando como rinden podrás obtener la información que necesitas para mejorarlos.

Es mucho mejor empezar con algo, ver cómo funciona, y después si es necesario modificarlo a que esperar indefinidamente a que llegue la idea perfecta.  

Paso 8: Ver Qué Funciona, y Hacer Más de lo Mismo.

Tal y como he mencionado antes, si estás enviando emails promocionales, entonces debes usar algún tipo de software de marketing. Haciéndolo de esta forma, te asegurarás estar cumpliendo con la legislación.

Y aún más importante, desde el punto de vista del marketing, usar software para el email marketing te permite hacer un seguimiento del rendimiento de los emails que envías. Sabrás cuántas personas abren cada email y cuántos de los enlaces de tu email han sido pulsados. Usa estos datos para mejorar tus emails.

Conforme progreses con el envío de un email tras otros, aprenderás a reconocer qué funciona y qué se podría mejorar. Cuando descubras lo que funciona, haz más de eso mismo.

Aprende más sobre cómo impulsar tu email marketing en nuestras series esenciales sobre el tema.

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Looking for something to help kick start your next project?
Envato Market has a range of items for sale to help get you started.