Students Save 30%! Learn & create with unlimited courses & creative assets Students Save 30%! Save Now
Advertisement
  1. Business
  2. Goal Setting
Business

Cómo mantenerte apegado a tus resoluciones de año nuevo: 6 estrategias clave para 2019

by
Difficulty:BeginnerLength:MediumLanguages:

Spanish (Español) translation by Steem (you can also view the original English article)

Estamos en los primeros días de enero, mientras escribo esto. ¿Cómo van las resoluciones? ¿Te apegas a ellas o tus buenas intenciones ya están perdiendo la guerra con el gris clima de enero?

how to stick to new year resolutions
Muchas personas no logran mantener sus resoluciones de año nuevo. (Fuente de la imagen: Envato Elements)

Ya sea que estés intentándolo o ya estés a punto de darte por vencido, veamos por qué las resoluciones de Año Nuevo a veces fallan. Luego, exploraremos algunas estrategias clave que te enseñarán cómo cumplir con tus resoluciones de Año Nuevo.

¿Por qué fracasan las resoluciones de año nuevo?

Si te estás preguntando "¿cuánto duran las resoluciones de Año Nuevo?" La respuesta para la mayoría de nosotros es "no mucho."

La gran mayoría de las personas no se atienen a sus resoluciones. El número de personas que no cumplen con las mismas varía según las estadísticas que revises. En algún lugar entre el 8% (según Forbes) y el 20% (según US News and World Report) de nosotros realmente las alcanzamos: eso significa que entre el 80% y el 92% de las personas están dispuestas a admitir al final del año que no lograron lo que se propusieron hacer. Diría que el número es aún mayor cuando se toma en cuenta a las personas que no admiten que fracasaron o tuvieron éxito en una meta mucho más baja.

Este fallo no es solo un problema con las resoluciones de Año Nuevo. Es un problema general con los objetivos. La gente es realmente mala en mantenerse enfocada una vez que el arrebato de emoción inicial desaparece. Una gran parte del problema es que la gente es muy muy mala haciendo resoluciones de Año Nuevo. Deciden proponerse cosas como:

  • perder peso
  • comer saludable
  • ir al gimnasio cinco días a la semana
  • pasar menos tiempo en Facebook
  • correr un maratón
  • y otras innumerables ideas vagas de superación personal

Si bien todas estas pueden parecer metas razonables, cada una de ellas está realmente condenada al fracaso por una simple razón: no son objetivos INTELIGENTES.

Como observamos en nuestro tutorial sobre el establecimiento de objetivos y también en nuestra guía para  buenas resoluciones de Año Nuevo, un buen objetivo es INTELIGENTE específico, medible, alcanzable, relevante y limitado en el tiempo. Entonces tu meta debe ser:

  • Específico. Tu objetivo está bien definido y claro. Perder peso no es muy específico. ¿Cuánto peso? ¿Para cuando?
  • Medible. ¿Puedes hacer el seguimiento de como vas? ¿Qué significa "comer sanamente"? ¿Significa menos calorías, menos azúcar o más proteínas? ¿O es excluir alimentos procesados y productos lácteos? Necesitas números
  • Alcanzable. Las metas deben ser alcanzables para ti, ahora. Si no tienes la costumbre de hacer ejercicio regularmente, no decidas ir al gimnasio cinco veces a la semana. Te quemarás antes de que termine la primera semana. En su lugar, ve con un objetivo alcanzable de dos días a la semana al gimnasio, más una larga caminata los fines de semana. A medida que te pongas en forma podrás ir más al gimnasio.
  • Relevante. Los objetivos deben ser relevantes para tus metas más amplias. "Pasar menos tiempo en Facebook" no es muy bueno si vas a Instagram o YouTube en su lugar. ¿Cuál es tu verdadero objetivo aquí? ¿Usar mejor tu tiempo? Entonces intenta leer solo 20 páginas al día: tu tiempo en las redes sociales disminuirá automáticamente.
  • Limitado en el tiempo. Correr un maratón es una resolución que vale la pena. Voy a correr un medio maratón este año (detesto correr, así que es una prueba real de mi fuerza de voluntad). La cosa es, sin embargo, ¿cuándo lo vas a hacer? Es bueno prometer hacer un maratón en algún momento de este año, pero cuando llegue la mitad del verano, te habrás dado cuenta de que no tienes suficiente tiempo para entrenar, e incluso si lo hicieras, no querrías correr un maratón en octubre frío y húmedo, así que quizás sea mejor dejarlo para 2020, y luego, bam, otra resolución de Año Nuevo incumplida. La clave es elegir un maratón ahora, en algún momento a principios del verano, y registrarte, pagar la cuota de inscripción y marcarlo en tu calendario.

Si de repente estás reevaluando tus resoluciones después de leer esto, ¡bien! Estamos aquí para ayudar. Veamos algunas técnicas para ayudarte a cumplir con tus resoluciones de Año Nuevo:

1. Vuelve a evaluar tus resoluciones de año nuevo

El primer paso es reevaluar todas las resoluciones de Año Nuevo. Es fácil quedar atrapado en la efusividad del "Año Nuevo, Nuevo Yo" y comprometerte a hacer un millón de cosas vagas diferentes. Repasa lo que resolviste hacer y compáralo con los criterios INTELIGENTES de arriba. ¿Son específicas? Si no, hazlas específicos. Si no son medibles, encuentra una manera de medirlas. ¿Seguro que puedes hacerlas? Si no es así, conformate con una resolución más pequeña por ahora. ¿Es relevante la resolución? ¿Es realmente en lo que quieres enfocar tu energía? Si no, eliminalas. Y, por último, establece algunos limites de tiempo. El final del año está demasiado lejos para ser un límite de tiempo realista. Si quieres perder peso, fíjate un objetivo de 3 libras en enero y continúa desde allí.

2. Construye poco a poco

Si bien no tengo datos para respaldar esto, mi sospecha personal es que un gran número de personas fracasan en sus resoluciones porque se comprometen a hacer algo exagerado, se desaniman totalmente cuando fallan dentro de la primera semana o dos, y luego dejan de intentarlo . Sé que esto me ha pasado antes.

Aquí hay un ejemplo de una resolución de Año Nuevo que falló. Intenté durante años mantener un diario. Cada vez que reiniciaba, me fijaba el objetivo de escribir 500 palabras antes del desayuno o escribir por treinta minutos, o algún otro objetivo ridículamente difícil. Lo que funcionó para mí fue dar un paso atrás y establecer el objetivo más fácil posible: escribir algo, cualquier cosa, en mi diario todos los días. Podría ser una palabra, una oración o una columna de 2,000 palabras acerca de por qué Tom Cruise es el actor más subestimado de una generación. No importaba mientras que, en algún momento del día, abriera mi diario, tomara un bolígrafo y escribiera.

Ahora, escribo todos los días. Lo he logrado. Normalmente, lo hago durante unos 20 minutos. La mayoría de mis entradas tienen al menos unos cientos de palabras. Si de vez en cuando dejo de hacerlo un día porque estoy de viaje, está bien: estoy emocionado de escribir al día siguiente.

Necesitas hacer lo mismo con tus resoluciones. Empieza despacio y trabaja desde allí. Comenzar es a menudo la parte más difícil. Una vez que empiece a rodar la pelota, te resultará difícil detenerla. Adquiere el hábito de ir al gimnasio dos días a la semana y, después de algunas semanas, estarás inquieto los días que no vayas. Ahí es cuando se agrega ese tercer día, luego el cuarto día y, finalmente, el quinto día.

3. No trates de hacerlas todas a la vez

Hay demasiado que puedes hacer al mismo tiempo. Si tu lista de resoluciones de Año Nuevo es más larga que tu lista de compras, entonces tienes un problema. Simplemente no es posible perder peso, ganar músculo, entrenar para un maratón, dejar de fumar, volverte vegano, leer un libro por semana y escribir tu novela a la vez. Necesitas priorizar.

En lugar de usar las resoluciones de Año Nuevo como una lista estricta de actividades que deben comenzar el 1 de enero, prefiero usarlas como una forma de establecer pautas para el año en curso. Si quieres perder peso, ganar músculo y entrenar para un maratón, entonces la mejor manera de hacerlo es entrenar para el maratón a principios del verano (que te ayudará a perder peso), luego pasar la segunda mitad de el año trabajando en un entrenamiento de fuerza. No podrás aumentar masivamente tu nivel de ejercicio al mismo tiempo que alteras radicalmente tu dieta, así que tal vez en lugar de volverte completamente vegano de inmediato, trabaja para reducir tu consumo de carne con el tiempo.

Mira tu lista de resoluciones de Año Nuevo y decide qué quieres lograr rapidamente, y qué puede ser mejor abordado más adelante en el año. Ahora, esto no es un permiso para descartar cosas: aún debes establecer metas y tener un plan sólido para lograr esa resolución más adelante, preferiblemente con el respaldo de recordatorios en el calendario.

4. Consigue un Accountabilibuddy y haz revisiones mensuales

Otra razón por la que sospecho que muchas personas fracasan en sus resoluciones de Año Nuevo es porque simplemente olvidan que las hicieron. Sé que cuando me senté este año para recordar cómo había terminado el año pasado, me sorprendió ver que, oh sí, había decidido escalar la montaña más alta de Irlanda. Obviamente, eso era algo de verano, pero cuando era  verano, ya lo había olvidado por completo. Podría haber reservado el tren fácilmente y haberlo hecho durante un fin de semana, es una caminata en una colina, no una subida, pero simplemente no me pasó por la cabeza hacer eso.

Es por esto que dos cosas relacionadas son importantes:

  • Accountabilibuddy
  • revisiones mensuales

Un accountabilibuddy es simplemente como lo que suena: un amigo que te mantiene responsable. Normalmente, encuentras un amigo cercano, cada uno se dice sus resoluciones y se comprometen a mantenerse uno al otro direccionados y enfocados. Es mucho más difícil arruinar los planes cuando tienes que admitirlo frente a otra persona. Incluso puedes usar servicios como Stickk para ayudarte.

Las revisiones mensuales son similares. Al final de cada mes, debes dar un paso atrás, ver cuáles fueron tus resoluciones de Año Nuevo y ver qué tanto hiciste para lograrlas. ¿Perdiste peso este mes? ¿Fuiste al gimnasio tanto como querías? Si no es así, debes evaluar lo que salió mal y ver cómo solucionarlo para el próximo mes.

5. Falla, y Sigue Adelante.

La mayoría de las personas que no se apegan a sus resoluciones fracasan en febrero. Experimentaron un par de reveses y se dieron por vencidos. Es difícil llegar al gimnasio cuando estás cansado, tienes trabajo que hacer y está oscuro. Siempre habrá días en que surja algo inesperado, tal vez estés enfermo o tu hija, y, a pesar de todas sus buenas intenciones, las cosas no salen bien. ¿Y sabes qué? Esta bien.

Es super importante reconocer eso. Está bien fallar. Lo que importa es lo que haces a continuación. Si te quedas atrapado en una espiral descendente porque faltaste al gimnasio varias veces esta semana, entonces nunca regresarás. En lugar de eso, debes pensar por qué fallaste, perdonarte y seguir adelante. Si tus resoluciones son realmente demasiado difíciles, revísalas y hazlas más alcanzables.

6. Nunca es demasiado tarde para empezar

Bien, es junio ahora, no has pensado en tus resoluciones de Año Nuevo en meses; ¿Y qué? El año nuevo es solo un momento conveniente para hacer un inventario de cosas, pero está lejos de ser la única época del año en la que puedes comenzar a crear buenos hábitos. Solo porque es junio y has ignorado tus resoluciones durante algunos meses, no significa que debas esperar hasta el próximo Año Nuevo antes de decidirte a mejorar.

En su lugar, haz tu balance, establece algunas metas INTELIGENTES y comienza hoy. No mañana, no el próximo lunes, no el próximo mes: hoy.

Aprende más sobre Productividad

Aprender cómo mantener las resoluciones de Año Nuevo puede ayudarte a ser más productivo. Si deseas obtener más información sobre cómo mejorar tu productividad, tenemos más artículos en Envato Tuts+ para ayudarte. Éstos son sólo algunos de ellos:

Elige buenas resoluciones de año nuevo este año

Me encanta usar el Año Nuevo como un momento para mirar hacia atrás, reflexionar y establecer metas, y muchas otras personas también lo hacen. La cuestión es, que es importante mantener esa actitud positiva de superación personal durante todo el año. Las resoluciones de año nuevo son para toda la vida, no solo para los días festivos.

Acabas de aprender a cumplir con las resoluciones de Año Nuevo. Lo más importante es que las resoluciones son solo objetivos. Puedes configurarlos en cualquier momento. Solo asegúrate de que sean INTELIGENTES: específicos, medibles, alcanzables, realistas y limitados en el tiempo. Revísalos mensualmente y te sorprenderás de cuánto progreso comienzas a hacer.

Advertisement
Advertisement
Looking for something to help kick start your next project?
Envato Market has a range of items for sale to help get you started.